Como-definir-el-tipo-de-tu-empresa

Al momento de crear un negocio, una de las primeras cuestiones que hay que resolver es qué tipo de empresa se va a constituir. En muchos casos, puede que se trate de un emprendimiento individual pero también existen otros en los que están involucradas más de una persona, por lo que se hace necesario entender cuál será la forma jurídica de la empresa, es decir, el marco legal en el que se constituye el emprendimiento.

Las principales preguntas que hay que hacer para entender de qué tipo de empresa se trata son:

  • ¿Cuál es el área del negocio? Hay actividades que requieren una forma jurídica particular.
  • ¿Cuántas personas forman parte del negocio? El número de socios sin dudas incide en la elección del tipo de empresa.
  • ¿Cuáles son las expectativas del negocio? El tamaño del emprendimiento puede determinar la forma jurídica de la empresa, ya que algunas formas jurídicas requieren un capital mínimo.
  • ¿Cuán riesgoso es el negocio? Hay que entender qué pasaría con el capital aportado en caso de tener que afrontar deudas u otros compromisos.

Una vez hecha esta investigación inicial, resta conocer todas las posibilidades para poner en marcha un emprendimiento:

Emprendedor individual

Lo más común para los emprendimientos pequeños (que recién están empezando y que constan de un solo integrante) esinscribirse en la AFIP como monotributista. La otra opción, para aquellos negocios que exceden los montos máximos que se pueden facturar siendo monotributista, es inscribirse como responsable inscripto.

Te recomendamos conocer las ventajas y desventajas de ser monotributista o responsable inscripto antes de tomar una decisión.

De todas formas, es importante aclarar que bajo estas modalidades no hay diferencia entre el patrimonio personal y el comercial del emprendedor. Por lo tanto, deberás responder con su patrimonio “total” (por ejemplo, su auto y su casa) en caso de tener que afrontar reclamos o juicios.

Sociedades entre dos o más emprendedores

En Argentina, es necesario que haya al menos dos personas para poder constituir una sociedad, ya que no está contemplada la figura de “sociedad unipersonal” (que existe en otros países).

Veamos algunas de las formas más comunes de asociación para los pequeños y medianos emprendedores:

Sociedad de responsabilidad limitada (S.R.L.)

Este tipo de sociedad es muy común para negocios pequeños o medianos a causa de estas características:

  • Su constitución es simple y no representa grandes gastos.
  • Los socios son responsables únicamente hasta el monto de sus aportes, por lo que no hay riesgos de que pierdan todo su patrimonio.
  • Puede haber hasta 50 socios y la administración puede correr a cargo de uno o varios de ellos.
  • Presenta algunas ventajas impositivas sobre las sociedades anónimas.
  • No puede cotizar en la bolsa.

Sociedad anónima (S.A.)

Las principales características de este tipo de sociedad son:

  • Hay más requisitos para su conformación, las gastos de constitución son mayores y tiene más controles por parte de organismos reguladores.
  • Puede cotizar en la bolsa.
  • Los socios se dividen el capital mediante acciones y su responsabilidad también es limitada.
  • Es obligación que presente balances y lleve un libro de registro de acciones.

Sociedad de hecho (S.E.)

Las sociedades de hecho son muy usadas, principalmente porque son las más fáciles de conformar. Sin embargo, tienen como gran desventaja que los socios son responsables ilimitados, por lo que deberán responder con sus propios bienes en caso de un reclamos de acreedores, por ejemplo.

Además, también puede traer problemas en caso de que la empresa quiera acceder a créditos o préstamos, a causa de que su estructura es más informal que en los otros tipos de sociedades.

Síntesis

Es evidente que elegir un tipo de sociedad que se adapte a las necesidades y objetivos de tu empresa es indispensable para empezar un negocio con el pie derecho. Por lo tanto, además de leer detenidamente este artículo, te recomendamos que te asesores con un profesional.

Y si ya sos un emprendedor y estás pensando en vender por internet, podés probar la plataforma de Tienda Nube gratis por 15 días.

Fuente: Tienda Nube